"Cuando la vida nos desafía, es necesario que despierte y aflore todo ese mundo de posibilidades que cada uno de nosotros alberga en su interior"

Archivo del blog

lunes, 20 de mayo de 2013

La importancia de ser raro


  • 44 días en paro
  • Estado de ánimo: positivamente quebrada
  • Libro de cabecera: "#Annoyomics" de Risto Mejide
  • Novedad: mi última entrevista en dimpelsoto.wordpress.com
  • ¿Quién soy?: www.dimpelsoto.es
  • Sígueme: https://twitter.com/DimpelSoto                                                                 
  • Para los que no conozcáis este blog, AQUÍ tenéis detallado su objetivo



  • Hoy mi habitual impaciencia desborda como nunca, y no quiero cerrar los ojos. No quiero dormir. No quiero que las horas borren las ideas que me sacuden por dentro. Y, sobretodo, no quiero decir hasta mañana sin antes compartir con vosotros, nuevamente, un aprendizaje hecho lucha. 

    Y el de hoy es de esos que te duelen por dentro del profundo sentido que tienen. De esos que te llevan al famoso estadio mental del que tanto se habla ahora: el del "click". Eufemismo de la sagrada revelación o símil del conocimiento global en red. Me da igual. Hoy he quebrado, pero no para desmoronarme, sino para deshacerme de las piezas que sobran. Básicamente, la del miedo y la del pesimismo.

    ¿Cómo ha sido? 
    En una conferencia (Instint)

    ¿Cuándo?
    Esta tarde-noche

    ¿De quién?
    Del señor Risto Mejide, acompañado de un fiel compañero: Jose Corbacho.

    Cómo he llegado allí y por qué, es una historia hermosa y paralela. No es lo más importante de este post, pero sí un pie de página a leer que te ayudará a entender el contexto en el que me he sumergido esta tarde luminosa. 

    Fue el propio conferenciante quien me permitió llegar allí. Fui una de las 50 personas afortunadas que pudieron asistir sin invertir ni medio céntimo de euro. Yo la llamo "la entrada de la esperanza", un trozo de papel -bueno 50 trozos- que el señor Mejide compró y regaló a 50 miembros de la lista más conocida de este país: la del INEM. 

    Agradecimiento como mínimo. Oxígeno como máximo.

    Pero del mental.

    Del emocional.

    De ese que te ayuda a tirar adelante.

    Y por eso quiero haceros llegar el conocimiento que allí se nos brindó. Primero, porque este siempre ha sido el objetivo del blog -ayudaros, ayudarme- y, segundo, porque si a mí han regalado una butaca, ahora soy yo la que tiene que regalaros el mensaje. Es una cuestión de quid pro quo.

    Hace unos días, en uno de mi posts, os hablaba de mi tropiezo con un vídeo en youtube. En él había una entrevista a Risto en la que reflexionaba sobre el contenido de su último libro #Annoyomics. Y entre preguntas previsibles y respuestas cotidianas, Risto cogió aire y se desprendió del verdadero mensaje que todos tenemos que leer, escuchar o decir, por lo menos, una vez en nuestra vida.


    “Hemos de localizar e identificar aquello que nos hacer ser raros porque, posiblemente, esa rareza oculta nuestro potencial”.


    Ojo al dato.

    Y ¡qué casualidad!... La conferencia de hoy ha desmenuzado esa idea, y todo aquel que quiso se llevó un trozo a su casa. Yo me los he traído todos. Ya sea por ambición, desesperación o anhelo de inspiración, no lo he podido evitar. Quiero remirarlos, preguntarme si son piezas de mi puzle y construirme un futuro más prometedor. Porque me lo merezco. Porque os lo merecéis.

    Son 7.

    7 tipos de rareza que nos pueden llevar a ser alguien especial.

    Y si eres especial, hay negocio. Hay marca personal.

    Suena a Wall Street y a bonos del estado. Lo sé. Pero si traspasamos la superficie, entenderemos de qué carajo va la vida: el negocio no es más que vivir haciendo de aquello que amas tu medio de subsistencia.

    De frío no tiene nada, ¿verdad?

    Pues bien, aquí os dejo esas 7 rarezas. Pensadlas. Analizadlas.

    Preguntaros si alguna puede definir aquello en lo que creéis y por lo que estaríais dispuestos a luchar para hacer frente a las circunstancias del presente. Limitantes y agotadoras. Desesperantes y marchitas.

    Ahí van:

    1. La honestidad: personajes que hacen de ella su marca. Y la compramos porque la necesitamos. Jordi Évole, Teresa Forcades, Álex Rovira y tantos otros que hacen de su trabajo un beneficio para todos. 

    2. La empatía: aquellos que poniéndose en nuestra piel “venden” algo que indudablemente sentimos nuestro.

    3. El ingenio: sustituir algo que te falta por algo que te sobra. A mí, me faltan contratos laborales, pero me sobra energía y trabajo. La suma de ello no me deja en números rojos…

    4. La creatividad. O, como Risto dice, el oportunismo. Mirar donde todo el mundo mira y ver lo que nadie ve. A todos vosotros: ¡aprovechad las oportunidades! A veces son cosas ínfimas del transcurso de nuestra vida, pero que si las tratamos con el valor que se merecen pueden derivar en enormes satisfacciones. Económicas. Y personales…
                                 
    5. El conflicto: llegar allí donde podamos despertar la discusión. Tocar las pelotas con argumentos válidos y de peso, o agitar a aquellos que creen que no nos necesitan.

    6. La causa: aquello en lo que creemos. La dificultad radica en descubrir cuál es, pero una vez la sabes todo fluye hacia la grandeza que tú desees. Paradigma de esta rareza: Ada Colau. Sobran explicaciones.

    7. Y por último, llega la rareza más atómica y que no concibe el fracaso porque, cuando la tienes, sólo fracasas cuando abandonas: el TALENTO.

    Frase textual de Risto y generador de mis lágrimas. Sentada en aquella butaca rompí en un llanto de consuelo porque recordé que todos tenemos uno. Digan lo que digan. Venga una crisis o un NO, todos tenemos talento.

    Sólo cuando tiramos la toalla dejamos de ser afortunadamente raros, para convertirnos desgraciadamente en elementos de una masa frustrada.

    Y si no os convence esto que os digo, sólo pediré que clickéis en el vídeo que adjunto.

    Sislena tiene sólo 15 años, pero un talento por el que lucha a pesar de los pesares. Por eso, acudió al programa de “Tú si que vales” en búsqueda de una economía de la que carece. De una subvención que nadie le concede. De un futuro que nos tiene que servir de inspiración a todos.

    Buenas noches, luchadores!



    7 comentarios:

    1. Ole Dimpel!
      Cómo me habría gustado acompañarte a esa conferencia. El Sr. Mejide también está siendo un descubrimiento para mí en los últimos tiempos. Es fascinante. Atrae. Se lo curra. No era santo de mi devoción, ahora cada noche le pongo una vela ;)

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Ole tú!

        Como mínimo, podemos decir que él sabe de lo que habla. Y es honesto cuando empieza su conferencia diciendo que no sigamos sus consejos al pie de la letra, porque aunque a él le funcionaron, cada persona es un universo.
        A mí, me convence.
        Un besote

        Eliminar
    2. felicidades por.el.resumen fue tal y como.lo.explicas... yo.fui.de.los.que.pague pero reconozco.que fueron euros.bien invertidos... un placer.comulgar con tanta gente movida por un interes tirar para adelante. un poco.de.oxigeno nunca va mal y ayer ademas con sonrisas.
      no dejeis.de.luchar aunque duela.

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. Gracias, Manel!

        Nunca dejaremos de luchar. ¡Nunca!

        Eliminar
    3. Gracias Dímpel por compartir este post. No pude asistir por estar fuera de Barcelona pero gracias a tu resumen es como si hubiera estado!

      Saludos y gracias!
      @AmpaiGimferrer

      ResponderEliminar
      Respuestas
      1. ¡Gracias a ti por escribir!

        El 17 de junio darán una charla "instint" Ana Pastor y Jordi Évole. ¡Quedan entradas!¡A ver si puedes asistir!

        Eliminar
    4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      ResponderEliminar